10.8 C
Irapuato
lunes, marzo 4, 2024
spot_img

Carpe diem actividad política

CARPE DIEM
ACTIVIDAD POLÍTICA

Lic. Francisco Sunderland Álvarez

A México le urge una ablución. No es posible tanta indolencia y pasividad ante los latrocinios tan ofensivos de que somos objeto. Las mentiras tan infantiles que el pueblo cree a pie juntillas; los miedos tan sesudamente elaborados para que hagan temblar a la población y se paralice dejando hacer y dejando pasar a todo tipo de asaltantes identificados y que generan cada día un enardecimiento más en la ira colectiva que llegará a desbordarse de ese su silencioso crecimiento.

No tengo conocimiento de alguno de los integrantes del Congreso de la Unión, excepción hecha de Lilly Téllez, que se haya parado frente a sus electores defendiendo los intereses populares.

No pensé que una diputada fuera a salir al frente pero, ustedes juzguen sus palabras que quedaron consignadas en una declaración pública en relación al gasolinazo diciendo, en relación a que el gobierno no debería estar subsidiando tanta gasolina que: “… no es posible estar pagando tanto por la gasolina. El que tenga coche, que lo mantenga… no hay de otra, carnal.” Esta diputada percibía mensualmente una dieta de setenta y cuatro mil pesos, a los que se le sumaban cuarenta y cinco mil por asistencia legislativa; veintiocho mil setecientos setenta y dos pesos por asistencia ciudadana; total: $147,000.00, más otras chucherías.

Y, para no desfasarme del período de esa diputada, en México, el salario mínimo diario, en área geográfica única, impuesto

por la Comisión Nacional de los Salarios Mínimos mediante resolución publicada en el Diario Oficial de la Federación del 19 de diciembre de 2016, vigente a partir del 1 de enero de 2017 era de $80.04 que, multiplicado por 365 días del año dan $29,214.60 entre los 12 meses del año, arrojan el impresionante ingreso mensual de $2,434.55 frente a los $147,000.00 del promedio de cada uno de los entonces diputados federales.

Además, el precio de la gasolina varíaba por zonas geográficas, lo que resaltaba aún más la inequidad, aunado al hecho de los cierres y paros de nuestras refinerías por orden superior para incrementar el negocio de la importación que resulta más cara y, prueba de ello, es que quienes viven o vivían en la frontera norte del país, iban a abastecerse de combustible en Estados Unidos de Norteamérica en donde el litro era de 5 a 7 pesos más económico.

Ustedes concluyan, apreciados lectores (y no salgo con la embajada de “lectoras” y “lectores” porque gramaticalmente, conforme a nuestro idioma, es correcto como lo he escrito) teniendo a la vista las palabras expresadas por el Papa Francisco I cuando precisó:

“Involucrarse en política, es una obligación para un cristiano. Nosotros no podemos jugar a ser Pilatos: Lavarnos las manos. No podemos. Debemos involucrarnos en la política porque es una de las formas más altas de la caridad. Porque busca el bien común y los laicos cristianos deben trabajar en política. Alguno me dirá <¡pero no es fácil!>. Bueno, tampoco es fácil ser sacerdote. No son cosas fáciles, porque la vida no es fácil. La política está muy sucia. Pero yo me pregunto: ¿está sucia por qué? Porque el cristiano no se involucra en ella con espíritu evangélico… Es fácil decir <la culpa es de los otros (de los anteriores, de los neoliberales, de los adversarios)> pero yo, ¿qué hago?… ¡Es un deber trabajar para el bien común; es un deber para un cristiano! Y muchas veces, el camino para trabajar es la política…”

Pero también precisó: “A cualquier persona que tenga demasiado apego por las cosas materiales o por el espejo, a quien le gusta el dinero, los banquetes exuberantes, las mansiones suntuosas, los trajes refinados, los autos de lujo, le aconsejaría que se fije que lo qué es lo que está pasando en su corazón… Pero, parafraseando a un ex Presidente latinoamericano puntualizó… es preciso decir que el que tenga afición por todas esas cosas, por favor, que no se meta en política, que no se meta en una organización social o en un movimiento popular, porque va a hacer mucho daño a sí mismo y al prójimo y va a manchar la noble causa que enarbola… Y tampoco que se meta en el seminario…

“… Frente a la tentación de la corrupción, no hay mejor antídoto que la austeridad, esa austeridad moral, personal y, practicar la austeridad, es predicar con el ejemplo. Les pido que no subestimen el valor del ejemplo porque tiene más fuerza que mil palabras, que mil volantes, que mil “likes”, que mil “retweets”, que mil videos de “youtube”. El ejemplo de una vida austera al servicio del prójimo es la mejor forma de promover el bien común…”

Universalmente les deseo, hoy y siempre, Salud, para que logremos nuestros objetivos en la vida. Fuerza, para que no nos desalentemos ante las adversidades y, Unión, para que no seamos divididos en nuestras convicciones. Prohibida su reproducción parcial o total. La copia o distribución no autorizada de este artículo y, en su caso, su correspondiente imagen, infringe los derechos de autor.

SI NACISTE BUEN MEXICANO, ¿LO SIGUES SIENDO AHORA?

Artículos relacionados

Siguenos

30,089FansMe gusta
72SeguidoresSeguir
316SeguidoresSeguir
3,281SeguidoresSeguir
207SuscriptoresSuscribirte
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -

Ultimas Noticias