21.5 C
Irapuato
martes, mayo 21, 2024
spot_img

Templo hundido de la virgen de los Dolores en la Presa de la Purísima

El Templo hundido de la santísima Virgen de los Dolores, hundido en la Presa de la Purísima, es una joya turística que se localiza en Irapuato, Guanajuato; el templo data de más de 120 años según explicaron los pobladores, a quienes sus abuelos les contaban que a La Virgen la trajeron los españoles cuando se asentaron en esta zona.

De acuerdo con los documentos históricos, la Iglesia data del siglo XVlll. “La Virgen ya tenía más de 100 años en el Templo; que unos padres españoles misioneros la trajeron y que la Virgen cuando iban a sacarla creció y ya no se la pudieron llevar. ¡Ella se quería quedar aquí!. Mis abuelos contaban eso” platicó Martín Gutiérrez Peña, de 70 años, habitante del (nuevo) Zangarro.

La Presa de la Purísima se ubica a unos 20 kilómetros de Irapuato, sobre la carretera Número 45º. que se dirige a León; antes de llegar a la comunidad de Los Nicolases, está la desviación y el camino recién pavimentado por Gobierno del Estado, lleva directo a la zona turística de Irapuato.

La Presa de la Purísima podría explotarse como una zona turística, pero requiere de apoyo de las autoridades municipales y estatales, para empezar. Foto: T- Informa.

De acuerdo con los registros históricos, estas comunidades quedaron en el “vaso” de la presa en 1979 cuando un decreto presidencial emitido por el entonces presidente de la república José López Portillo, que ordenó inundar el lugar y que se construyera la Presa de la Purísima en las 1, 200 hectáreas.

Algunas de las comunidades que quedaron bajo el agua junto con el templo, fueron; Santiaguillo, la Venta, el Zangarro, Cajones y algunas, como el Zangarro se replicaron, fuera del agua.

Actualmente la Virgen de los Dolores fue reinstalada en el Templo de El Zangarro, y quedaron solo las ruinas del Templo hundido, las que se han convertido en un espectáculo que se puede apreciar desde el amanecer, el atardecer y por la noche pareciera escenario de una película de terror, de las buenas.

En su momento, saquearon el lugar los buscadores de tesoros

“Ha habido saqueadores que buscan cosas en el Templo y dicen que sí han hallado dinero y destruyeron parte del Templo; la gente se metía y empezaron a saquear, había un subterráneo en esa capilla; le tocan así mire (y señala con sus nudillos y acercando el oído a una pared) y se oye hueco y dicen: a lo mejor aquí hay algo, no sé qué haya habido reliquias de los padres. La creencia de las personas, por el miedo o sugestión, pero dicen que enterraban ahí a los padres; a lo mejor dicen que un ánima sí puede andar por ahí, porque lo que sí hallaron fueron muchos huesitos de padres y dicen que puede que sí halla un ánima” platicó Jesús Manríquez, habitante y guardabosques del lugar.

Los pobladores de la zona, contaron que probablemente en los primeros años sí se encontraron algo, ya que antes era un lugar donde molían el oro. Además, sepultaban en las catacumbas que dicen que existían a algunos sacerdotes y los sepultaban con sus pertenencias, según cuenta la gente de la localidad.

Martín Gutiérrez, Jesús Manríquez, Andrés Ramírez y niños, habitantes de la zona./ Foto: T- Informa.

La presa como lugar turístico

Actualmente existen 230 diferentes tipos de aves migratorias; en temporada llegan flamingos, cigüeñas, pato canadiense, pelícano, águilas pescadoras. “Vienen águilas de dos tres clases, porque son de diferentes colores, también hay víbora de coralillo, la chirrionera, alicante, el cascabel, la zorra, coyote, el tejón” platicó Jesús Manríquez, guardabosques.

Al ver las palapas, las lanchas, las compuertas y a lo lejos el Templo hundido, se sabe que ya has llegado a la zona turística; aunque actualmente los habitantes de las comunidades aledañas, que viven del poco turismo que llega platicaron que hace falta apoyo de los gobiernos para que este bello sitio de Irapuato albergue a los turistas para los que están preparados recibir.

Mucha gente trae botellas de vino, cerveza, las rompen, hacen un tiradero y cuando el nivel del agua sube, la gente que camina sin zapatos se corta porque rompen las botellas; necesitamos un depósito dónde dejar los vidrios. Mucha gente cuando anda bien se puede platicar con ellos, pero hay gente que vienen ya tomados y a ellos no les podemos decir nada, porque se enojan contó Martín Gutiérrez.

Andrés Ramírez, lanchero de la Purísima manifestó que también hace falta seguridad, pues es rara la vez que van policías. ”Que se dieran una vueltecita por lo menos el fin de semana que hay gente, a veces viene la Guardia Nacional, pero muy rara vez; si la gente ve seguridad, van a venir más” platicó.

Los pobladores también piden que se haga un puente, ya que en esta época de lluvias el lodo impide que los turistas lleguen hasta donde están las palapas, pues el puente que tienen llega a colapsar.

“Este camino está pavimentado ahorita, pero desde cuando la presa se hizo ellos (el Gobierno) tuvieron que hacerlo, pero se los encargaron a los del Comité del Rancho de entonces y les dieron el dinero y no lo hicieron. Hubo unas personas que dijeron que así como ellos quieren nuestros votos; nosotros queremos que nos ayuden y nos hagan el camino y tuvieron que hacerlo, pero tenían que pavimentar hasta el borde, pero no lo han hecho, falta pavimentar hasta acá” platicó Martín Gutiérrez, vecino desde hace 70 años de la comunidad.

Artículos relacionados

Siguenos

30,441FansMe gusta
72SeguidoresSeguir
316SeguidoresSeguir
3,281SeguidoresSeguir
207SuscriptoresSuscribirte
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -

Ultimas Noticias